Es un pecado querer mantener a toda costa el poder — CEV

Evarado Alatorre
Enero 12, 2019

La Conferencia Episcopal Venezolana emitió un comunicado en el marco la primera jornada de la CXI Asamblea Ordinaria que agrupa a los obispos venezolanos.

La Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) fijó este miércoles, 9 de enero, su posición frente al nuevo período de seis años que jurará mañana el jefe del Estado, Nicolás Maduro, y señaló que esta pretensión es "ilegítima por su origen". El texto de la cúpula eclesiástica se difundió un día después que su titular, José Luis Azuaje, calificara de "ilegítimo e inmoral" a Maduro.

En el documento, los prelados alertaron que alrededor de la juramentación de Nicolás Maduro para un nuevo período presidencial el 10 de enero existen todas las dudas.

Agregó que "no ha habido sensibilidad humana y social que sugiera que se producirá un cambio más adelante", y enumeró problemas como "el índice de pobreza, la tasa de enfermos, las amenazas y el aumento de la represión".

En alusión al desabasteciminto, la hiperinflación y la violencia que sufre la población, los obispos señalaron que "con este racimo de deterioro, podemos imaginarnos los sufrimientos que tendrá que pasar el pueblo en un nuevo período de gobierno, si no se ponen las correcciones necesarias, que pasan por un cambio integral de política y de actores políticos".

More news: Dave Grohl chugs a beer… then falls off the stage

Igualmente puntualizó que la Asamblea Nacional, cuya nueva directiva se instaló el sábado, es “el único órgano legítimo”.

En efecto, durante el encuentro, los diputados presentaron como propuesta para la restitución del hilo constitucional y el Estado de Derecho tres puntos fundamentales: el cese de la usurpación del cargo por parte de Nicolás Maduro, generar una oportunidad para un Gobierno de transición y el llamado a elecciones libres y democráticas. Pese a que insistió en dejar claro que el papel de la Iglesia no es el de un actor político, Azuaje fue enfático en pedirles a los opositores venezolanos "consolidar una unidad política, dejar los intereses partidistas, los intereses personales para entrar en un interés social, del pueblo". "No solo deseamos tener en cuenta los peligros que nos acechan como pueblo, sino también tener la mirada en las soluciones", afirmó.

Por su parte, el papa Francisco, máximo representante de la Iglesia Católica, instó a un diálogo en Venezuela para solucionar las diferencias políticas.

Monseñor Azuaje agradeció en nombre de la CEV al santo padre por recordar al país en sus oraciones.+.

Otros informes por

Discuta este artículo

SIGUE NUESTRO PERIÓDICO