Al entregar la presidencia de Colombia, pide Santos defender la paz

Evarado Alatorre
Agosto 7, 2018

"Qué oportunidad de ampliar la democracia tenemos ahora por el acuerdo de paz, el llamado al presidente Duque es a establecer un diálogo que abarque a todas las fuerzas políticas del país", dijo el presidente de la Farc, Londoño.

De igual manera, Santos aseguró que a partir del 8 de agosto "me retiro de la política y de las veleidades partidistas y electorales".

En su última alocución como Jefe de Estado les dijo a los colombianos que les deja de herencia la paz, y los invitó a cuidarla.

En su discurso ha agradecido a su equipo de Gobierno y se ha dirigido al presidente electo, Iván Duque, a quien a deseado "todos los éxitos posibles, por el bien de la patria".

Destacó que intentó frenar la guerra por todos los medios con el apoyo y "la generosidad de la mayoría de los colombianos", especialmente de las víctimas de la violencia, sus "mayores maestras".

Pidió a los colombianos actuar y pensar con moderación, no dejarse llevar por los extremos, "siempre dañinos, siempre polarizantes", así como resolver las diferencias "siempre con respeto por el otro, por el que piensa diferente". Nuestro potencial es enorme: no dejemos que la polarización nos limite. "Por favor cuídenla, defiéndala y háganla crecer y multiplicarse", ha aseverado.

El mandatario colombiano también se ha referido a los recientes asesinatos de líderes sociales en el país, diciendo que se marcha "con el dolor de los asesinatos" y que la sociedad debe "protegerlos" y "rechazar estos ataques".

More news: Salió muerta del mar y resucitó

Santos afirmó que cumplirá su promesa de no ser "un aguijón en la nuca de mi sucesor", que es del opositor partido Centro Democrático que dirigido por el ex mandatario y senador Alvaro Uribe, quien fue un férreo opositor del actual gobierno. Cada presidente manda en su tiempo. Colombia está profundamente dividida entre detractores y simpatizantes del pacto que ha evitado 3.000 muertes al año y desarmó a 7.000 combatientes. "Yo le digo al presidente de Venezuela: el sábado estaba en cosas mucho más importantes, estaba bautizando a mi nieta", explicó Santos en línea con una declaración difundida por el gobierno ese día.

El presidente también inauguró ayer el Centro de Capacidades para la Ciberseguridad (C4), el edificio con la infraestructura más grande de Latinoamérica para la gestión de incidentes informáticos.

El derechista Iván Duque comenzará bajo una fuerte tormenta su gobierno de cuatro años en Colombia.

Otros invitados son los expresidentes Alan García (Perú) y Ricardo Lagos (Chile); el expresidente del Gobierno español Felipe González; el primer ministro de Curazao, Eugene P.H. Rhuggenaath, y la vicepresidenta y el canciller de Paraguay, Alicia Pucheta de Correa y Eladio Loizaga, respectivamente.

Duque, que ayer no tuvo actividad pública, tiene previstas reuniones bilaterales con mandatarios que asistirán al acto de hoy.

Mañana, la seguridad de la investidura estará a cargo de 12.000 policías y el Ministerio de Defensa pondrá en servicio el sistema de radar Sinder, desarrollado en el país, para detectar drones, cuyos vuelos fueron prohibidos por la Aeronáutica Civil en los alrededores de la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo, y de la Plaza de Bolívar.

Otros informes por

Discuta este artículo

SIGUE NUESTRO PERIÓDICO